No desearás al vecino del quinto
Un ginecólogo llamado Andréu abre una consulta sin éxito alguno. Es demasiado guapo para que los maridos de sus pacientes no sientan celos de él. Mientras él fracasa, Antón, un modista de aspecto gay, ve como se le acumula la clientela porque los maridos de sus clientes están muy tranquilos respecto a que pueda ver a sus esposas en paños menores. El doctor Andréu marcha a Madrid para asistir a una conferencia y sus colegas le llevan a un cabaret. Allí contempla asombrado cómo Antón, sin peluca y desplegando su oculta masculinidad celtibérica, lo pasa bomba entre dos guapas mujeres.