¿Por qué no puedes perderte 'Insidious'?

No tiene miedo, porque cree que son sueños. Es la falta de miedo lo que la llevó a viajar demasiado lejos. Se perdió. Se perdió… La lejanía es un mundo más allá del nuestro pero a nuestro alrededor, un lugar sin tiempo tal como lo conocemos. Es un reino oscuro habitado por las almas torturadas de los muertos, un lugar no apto para los vivos. ¿Os atrevéis a viajar a este lugar y que se os pongan los pelos de punta? Desde Paramount Channel os invitamos a hacerlo con Insidious.
Nuestro mago particular del género es el director de este peliculón en mayúsculas: Wan, James Wan. El artista que convierte lo común, previsible y agradable; en extraordinario, inimaginable y aterrador en cada uno de sus largometrajes. James Wan está en la cabeza de los mejores directores de terror del momento desde que así lo demostrara en sus comienzos en 2004 con Saw, y fue poco a poco marcando su línea para enamorarnos en cada uno de sus trabajos. En 2014 con Insidious no iba a ser menos…
Si la productora liderada por Jason Blum se encontraba detrás de este proyecto era éxito asegurado: Sinister, La Purga, La VisitaMúltiple, Déjame Salir, Feliz día de tu muerte… Estos son algunos de los largometrajes que la empresa se ha encargado de producir, porque siempre apuesta por las grandes historias. Insidious se une a la lista de esta filmografía de calidad de toda la cantera de las cintas que producen gracias a una buena puesta en escena, una vuelta de tuerca a sus historias, sus grandes actores…
A priori esta historia basada en lo fantasmal, en las casas, en los fenómenos paranormales y en las posesiones va a tener lo que cualquier historia de género podría tener, pero con elemento diferencial: el guion de Leigh Whannell, inseparable amigo y guionista de Wan en la gran mayoría de sus trabajos demuestra que aquí todo no es igual que en cualquier otra película de terror. Aquí la novedad no está en la historia en sí, sino en la forma de contarla, en los elementos que se utilizan para narrar la historia y hacernos pasar una noche con la lamparita encendida y la posibilidad de tener pesadillas de una forma directa. Todo ello de una elegantísima forma, ya que no recurre a la sangre ni a la casquería para conseguir aterrar y hacer que el espectador esté pendiente en todo momento de la historia, manteniendo su intriga e interés.
Patrick Wilson (Expediente Warren: The Conjuring) como Josh Lambert es un actor que siempre nos conquista y todavía más si la cinta es de terror. Junto a él está su esposa en la ficción, la maravillosa Rose Byrne (Malditos Vecinos 2) como Renai Lambert, una actriz polifacética que aquí pasará bastante terror. También cabe destacar el papel secundario de la señora Elise interpretada por Lin Shaye (Ouija), ya toda una cara mítica en historias de este estilo. En definitiva, un reparto de lujo con el que la calidad del film aumenta todavía más.
Insidious es un mix de realidad y fantasía que une lo que podría ser un "hogar, dulce hogar" con un museo de los horrores en la mente del pequeño Dalton ¿Preparado para jugar al terror psicológico? Abre la mente, disfruta y prepárate para ver una cara roja como la sangre. Negro... Brazos negros. Piernas negras. Cuerpo negro. Tiene los pies y las piernas negras. Los ojos negros como el carbón. Como dos agujeros negros. Tiene pezuñas en lugar de pies. Y uñas largas y oscuras…
  • Cine